Red Velvet Bundt Cake

Red Velvet Bundt Cake

17 septiembre, 2012 12 Por Marilo

Hace unas semanas vinieron a merendar/cenar unos amigos que conocimos durante nuestra luna de miel y quería preparar algo para el postre. Le tenía echado el ojo a esta receta de Red Velvet Bund Cake que había hecho Elena de Mis Thermorecetas, inspirada en una receta de la siempre genial Bea.
Como era con la Thermomix y parecía bastante fácil, me puse manos a la obra y este fue el resultado ¿qué os parece?

RED VELVET BUNDT CAKE

 
Ingredientes:

Para el bizcocho:
– 240 gr. de aceite de oliva suave
– 240 gr. de buttermilk o 240 gr. de leche entera con una cucharada de vinagre o de zumo de limón
– 2 huevos XL
– 2 cucharadas de colorante rojo en gel (yo utilizo el de la marca Wilton)
– 1 cucharadita de vinagre blanco (de manzana)
– 1 cucharadita de extracto o aroma de vainilla
– ½ cucharadita de sal
– 1 cucharadita bicarbonato sódico
– 40 gr. de cacao puro en polvo
– 350 gr. de harina de repostería
– 250 gr. de azúcar
Para la glasa:
– 100 gr. de azúcar glas
– 3 cucharadas de leche
 

Preparación:

Bizcocho:
Precalentamos el horno a 180º y engrasamos un molde Bundt (o un molde desmoldable de 22-23 cm. de diámetro) con mantequilla.
Si no tenemos buttermilk, lo preparamos: sobre la tapa de la Thermomix, colocamos un bol, pulsamos la tecla “balanza”
y echamos la leche hasta que pese los 240 gr.. Retiramos y añadimos la
cucharada de vinagre o de zumo de limón. Mezclamos y dejamos que repose
durante 10 minutos (se quedará con aspecto de leche cortada). Reservamos.
En el vaso de la Thermomix, echamos la sal, el bicarbonato, el cacao puro, la harina y el azúcar. Mezclamos durante 30 segundos, a velocidad 4. Reservamos en un bol o cuenco grande.
En el vaso, ponemos el aceite, el buttermilk, los huevos, el colorante, el vinagre y el aroma de vainilla. Programamos 1 minuto, a velocidad 3½.
Añadimos el resto de ingredientes que
hemos mezclado previamente y reservado en un bol o cuenco: la sal, el
bicarbonato, el cacao puro, la harina y el azúcar. Programamos 30 segundos, a velocidad 3½.
Terminamos de mezclarlo todo con la espátula, mediante movimientos envolventes.
Vertemos esta mezcla en el molde reservado y horneamos durante 45 minutos, a 180º. Antes de sacarlo del horno, lo pinchamos con un palillo y cuando salga limpio es que ya está listo.
Dejamos reposar durante 10 minutos, desmoldamos sobre una rejilla y dejamos que enfríe completamente.
Glasa:
Sobre la tapa del vaso de la Thermomix, colocamos un bol, pulsamos la tecla “balanza” y echamos el azúcar glas hasta que pese 100 gr.
Añadimos la leche y mezclamos bien con un varilla hasta que quede una crema líquida.
Vertemos la glasa sobre el bizcocho ya frío y servimos.

La verdad es que no me quedó demasiado rojo y mira que le eché colorante, yo creo que fué por el tema del vinagre, lo volveré a intentar con unos cupcakes a ver qué tal. De sabor estaba espectacular, así que animaros a probarlo que seguro que no dejáis ni las migas.

Por cierto ¿os gusta mi cake stand? llevaba mucho tiempo detrás de uno, pero cuestan un riñón, así que compré unos platos y unos cuencos en el zara home y ¡tachan! queda super chulo y así tengo un montón de cake stands con colores variados y baratitos. Esta idea tan magnífica no se me ha ocurrido a mi solita, jajaja, la vi en el blog de My sweet carrot cake (ñam ñam).

¡FELIZ Y DULCE LUNES!